Necrologías

Starman e seu rastro de estrelas

Starman e seu rastro de estrelas

12 enero 2016 at 16:29 pm Comments are Disabled

ANDRÉ CARNEIRO RAMOS |

Conheci a música de David Bowie em 1983, quando sua faceta pop estava no auge e eu tinha lá os meus 11 anos de idade. Nessa época, as festas do colégio em que eu estudava não paravam de tocar o single ‘Let´s dance’, e algo de diferente acontecia à minha volta: as pessoas não resistiam àquele som cativante, e se deixavam levar naquela marcação de ritmo e música que fazia com que quase todos automaticamente aderissem àquela coletividade efusiva, que se congregava através de uma celebração diferente; tratava-se de uma música que não somente nos embalava, mas nos motivava, ofertando a todos uma energia sem igual; mergulhados em meio àquele turbilhão de emoções, sentíamo-nos capazes de vencer as adversidades do mundo.

Si alguien vive yo estaré despierto

Si alguien vive yo estaré despierto

27 enero 2014 at 9:00 am 0 comments

GRACIELA S. SILVA |

Aún recuerdo la enorme fila que atravesaba la Antigua Capilla del Palacio de Minería. Los cincuenta minutos programados para cada presentación estaban por terminarse. Era 2009, y José Emilio Pacheco se disponía a firmar algunos libros después de haber anunciado la publicación de los que serían sus últimos libros…

Hablando de Lou Reed

Hablando de Lou Reed

14 noviembre 2013 at 13:36 pm Comments are Disabled

ISRAEL G. CASTRO |

Leí la noticia con incredulidad. Un sentimiento absurdo me recorría las arterias con cada letra que dejaba atrás: Lou Reed ha muerto.

Ray Bradbury, más allá de la Tierra

Ray Bradbury, más allá de la Tierra

6 junio 2012 at 11:59 am 0 comments

Ayer el astro Venus comenzó su epopeya galáctica frente al Sol de nuestra Vía Láctea, un viaje que sucede cada 105 años, que puede ser observado en la Tierra sólo por una de cada tres o cuatro generaciones.

A Ray Bradbury le tocaba presenciar ese milagro. En el crepúsculo de su vida, alargada ya su estancia en el mundo, pero le tocaba. Un hecho que haría justicia a su vista siempre fija más allá del horizonte terrestre. No fue el caso…

Héctor García, el fotógrafo de la calle

Héctor García, el fotógrafo de la calle

4 junio 2012 at 12:08 pm 0 comments

Ciudad de México.- Héctor García fue un hombre que conoció a plenitud la capital mexicana, se dedicó a recorrer sus calles con cuerpo y cámara, retratando así los contrastes de nuestra urbe. Por su lente atravesaron de igual manera, farándula y opulencia, pobreza y desigualdad.

Comenzó a caminarla desde niño y aprendió, a la mala, cómo transitar por las calles para conseguir alimento. Años más tarde reconoció a uno de los hombres que lo había invitado…

Antonio Tabucchi: cómo muere un elefante…

Antonio Tabucchi: cómo muere un elefante…

31 marzo 2012 at 19:26 pm 4 comments

Acaso recuerde usted a Pereira, el portugués. Y si no, lo recordamos: Pereira era un mediocre, sí, un opaco y deslavado director de la página cultural de un diario lisboeta, uno “católico, apolítico e independiente”, que así se anunciaba a sí mismo, vaya usted a saber si uno puede ser las tres cosas. Era 1938 y la dictadura barría las calles…

Daniel Sada: El olmo en el desierto

Daniel Sada: El olmo en el desierto

21 noviembre 2011 at 15:15 pm 0 comments

“No le haga caso a Juan” le decía Salvador Elizondo, ya casi cincuentón, a un muchacho de 25 llegado de Mexicali –y ya casi poeta– cuya primera novela, Lampa vida, acababa de revisar en manuscrito. Daniel Sada Villarreal, se llamaba el imberbe. Y el Juan era Rulfo.

“No le haga caso”, le decía. Fascinado por los intrincados giros de lenguaje y la minuciosa sonoridad de aquellos borradores, Elizondo acaso sentía aquella prosa como hija legítima de sus propios y crípticos experimentos…

Tomás Segovia (1927 – 2011)

Tomás Segovia (1927 – 2011)

12 noviembre 2011 at 12:43 pm 0 comments

Cuando el niño Tomás Segovia salió a trompicones de España, a finales de la década del 30, dejaba atrás un país en llamas, devorado por las agrias lumbres del militarismo, con ríos de carne y sangre arrastrándose en sus calles. Cuando murió en México, más de 70 años después, dejó otro igual.

En medio, pese a todo, se alza como olmo una de las aventuras más vibrantes de la historia de la lengua española: la lenta reconciliación de dos orillas, hispania e iberia, España y México, la lengua vieja y la patria nueva…

Palabras sin reposo: Alí Chumacero, a un año de distancia

Palabras sin reposo: Alí Chumacero, a un año de distancia

22 octubre 2011 at 0:01 am 0 comments

“Moriré cuando tenga 200 años. No por enfermedad, vejez ni por la picadura de un mosquito, sino apuñalado por un joven marido celoso”, dijo Alí Chumacero a los 90 años de edad, sin asomo de sonrisa, convencido. Alguna vez tendría que haberse equivocado. Hace un año exacto que se marchó, como él solía decir, con su música a otra parte…

Miguel Ángel Granados Chapa (1941-2011)

Miguel Ángel Granados Chapa (1941-2011)

17 octubre 2011 at 5:59 am 28 comments

Habrá quien diga que una época forja a sus símbolos. Habrá quien responda que hay seres que, vueltos símbolos, forjan a su época. Miguel Ángel Granados Chapa fue una cosa y la otra. Heredero de la tradición decimonónica del periodista como institución social y látigo de la conciencia pública, mitad romántico, mitad saco-y-corbata, vértice ineludible de la escritura de lo público y de la profesionalización del periodismo crítico en México…