Ilustración Adolfo Bioy Casares

Ilustración Adolfo Bioy Casares

ALEJANDRO PONCE |

 

“Los cuentos de Bioy Casares hablan del encuentro del amor, de la juventud del amor. Bioy fantaseó desde siempre con la presencia de la mujer: es el héroe desconocido de los argentinos”, expresó Luis Alfredo González, académico de la Universidad Nacional Autónoma de México, sobre el escritor argentino de quien se cumplen 100 años de su nacimiento. La celebración tuvo lugar en el marco de la XXXV Feria Internacional del Libro del Palacio de Minería.

Luis Alfredo González comentó que el 4 de marzo se cumplieron los cien años de natalicio de Bioy Casares, “el hombre que siempre tuvo una fijación por las mujeres bellas, con las mujeres de otros”. Este escritor, conocido por ser uno de los grandes amigos de Luis Borges, fue periodista, vanguardista, poliglota, y traductor. Impulsó el género fantástico, fue declarado ciudadano ilustre de Buenos Aires y recibió el Premio Cervantes Saavedra en 1990. Entre sus obras se encuentran: Plan de evasión, Sueño de los héroes, De un mundo a otro, Una muñeca rusa, El héroe de las mujeres, etc.

Es autor de la novela que Borges calificara como la novela perfecta: La invención de Morel. En esta novela Casares ve a futuro, inventa el futuro, subrayó Alfredo González, “aquí el argentino inventa las máquinas de hologramas y, aunque la trama es muy simple, la tragedia de la novela es que el protagonista se enamora de uno de los hologramas”.

El profesor de la UNAM expuso que “Bioy Casares declaró alguna vez que una hora de corrección con Borges equivalía a un año de estudios de literatura”. La figura de Borges impidió que Casares  adquiriera fama. Su obra  Jorge Luis Borges, diario en el que en poco más de 1700 páginas describe sus constantes encuentros con Borges durante cinco años, fue duramente criticada. Esta obra es en cierto sentido una suerte de queja, subrayó Alfredo González, “sutilmente Casares proyecta la imagen de un Borges quejumbroso y envidioso”.  En cambio, Casares fue un hombre “falsamente ignorante”. Él prefería que alguien más hablara en lugar de él,  “es un autor al que le gustó estar detrás pero siempre como francotirador”, concretó el académico de la Universidad Nacional.

| RMM | AP |

_______________

* Cortesía de la Feria Internacional del Libro del Palacio de Minería